PONTEVEDRA  |  A CORUÑA  |  LUGO  |  OURENSE  |  SANTIAGO  |  VIGO



Consejos imprescindibles para obtener préstamos rápidos

Martes, 21 Marzo 2017 11:26
Valora este artículo
(0 votos)
por

Si estás leyendo este artículo, es probable que estés sopesando la posibilidad de solicitar un crédito rápido o que incluso ya hayas intentado conseguir un préstamo de estas características, sin demasiado éxito.

 

Vivimos en una época complicada y son muchas las personas que, en un momento dado, necesitan algo de liquidez extra para “tapar agujeros” y salir adelante. Con el grifo de los bancos tradicionales aún medio cerrado, mucha gente deposita todas sus esperanzas en los préstamos rápidos y minicréditos, como los que se pueden encontrar en la página web dinerorapidonline.com.

 

No obstante, la realidad es que la mayor parte de las solicitudes de este tipo de préstamos son denegadas de forma casi inmediata.

 

¿Cuál es el problema?

El problema no es otro que el hecho de los solicitantes no cumplen con los requisitos mínimos establecidos para poder ser beneficiarios de este tipo de producto financiero. La falta de solvencia, el hecho de figurar en registros de morosidad o no proporcionar la documentación básica solicitada son algunas de las causas más frecuentes.

 

Es cierto que estas entidades se encargado de presentar una imagen de facilidad y simplicidad de cara a la obtención de un préstamo y, en teoría, lo es. La cuestión es que hay que saber preparar la solicitud y asegurarse de que se cumplen las condiciones mínimas exigidas. De lo contrario, la denegación tendrá lugar con la misma rapidez con la que se conceden los préstamos aprobados.

 

Busca todas las opciones disponibles

Existen muchísimas entidades que conceden créditos rápidos, pero eso no significa que todas ellas utilicen los mismos criterios a la hora de juzgar la solvencia y fiabilidad de un posible cliente.

 

Dependiendo de cuáles sean los objetivos que se hayan marcado, pueden mostrarse más favorables a aprobar un préstamo que otras.

 

Además, las diferencias entre los tipos de interés pueden ser bastante sustanciales. Recuerda que los minicréditos rápidos están entre los productos de financiación más caros del sector financiero. De manera que es indispensable que analices la oferta del mercado con detenimiento, para asegurarte las mejores condiciones posibles.

 

¡Atención! Lo que no te recomendamos en ningún caso es que solicites varios créditos rápidos al mismo tiempo, asumiendo que la mayor parte te serán denegados.

 

Podrías encontrarte en la complicada situación de que se te conceden más préstamos de los que necesitas. El problema es que, al contrario que con los préstamos tradicionales, muchos de los créditos rápidos no aceptan que el cliente decida rechazar el préstamo una vez se le es concedido. En la banca tradicional, se suele conceder un periodo inicial para rechazar el préstamo.

 

El problema de los créditos rápidos es que muchos de ellos tienen plazos de devolución muy breves, de manera que no tiene sentido ofrecer un periodo para rechazar el préstamo tras su concesión. Muchos clientes podrían intentar beneficiarse de esta situación, para conseguir préstamos, solventar su problema y devolver el dinero rápidamente, sin tener que pagar interés alguno.

 

Limita la solicitud al importe mínimo necesario

Jamás debería pedirse un préstamo por más dinero del absolutamente indispensable. Esto se aplica a cualquier mecanismo de financiación y cobra aún más importancia con los créditos rápidos./// La explicación es muy sencilla. Cada euro que se recibe es un euro que hay que devolver junto con los intereses acordados. Si el dinero no es utilizado, entonces supondrá un gasto extra totalmente innecesario.

 

El riesgo con los créditos rápidos es que parecen tan fáciles de conseguir que mucha gente no reflexiona adecuadamente sobre el importe que necesita y redondea las cantidades. Éste es un mal hábito que se justifica con el típico “por si acaso”.

 

Ese por si acaso suele transformarse en un gasto superfluo e innecesario que, por supuesto, habrá que costear con el pago de los intereses del crédito; el cual, como ya hemos indicado anteriormente, es especialmente caro.

 

Prepara toda la documentación requerida

La publicidad de los créditos rápidos puede llevar al error de pensar que no es necesario presentar ninguna documentación, ni acreditar solvencia alguna. Nada más lejos de la realidad.

 

Existe una serie de documentos y datos imprescindibles, sin los cuales no se aprobará la solicitud del préstamo.

 

Son los siguientes:

Documento de identificación, ya se trate del DNI o del NIE, en el caso de ciudadanos extranjeros que residan en España.

 

Número de cuenta bancaria de una oficina en España y de la cual el solicitante debe ser titular. Por regla general, es en esta cuenta donde se deposita el dinero solicitado; si bien determinadas entidades han comenzado a ofrecer la posibilidad de retirar el dinero mediante el uso de cajeros automáticos.

 

Email y número de teléfono móvil del solicitante del préstamo, los cuales serán utilizados durante el proceso de confirmación, así como para realizar las notificaciones oportunas.

 

Justificante de ingresos regulares. Aunque muchas de las entidades de minicréditos no exigen disponer de ingresos, lo cierto es que la mayor parte del sector sí que exige acreditar un nivel mínimo de solvencia. Para ello, habrá que presentar copia de la última nómina, pensión, cotización a la Seguridad Social, u otro tipo de justificante que permita probar la solvencia necesaria.

 

Ten en cuenta que algunas entidades permiten el envío de esta documentación mediante el uso de un mensajero que la recogerá en tu dirección y otras optan por la utilización de correo electrónico. Asegúrate de contar con los medios necesarios para poder hacerles llegar la documentación en los términos exigidos.

 

Si has sido inscrito en un registro de morosidad, limítate a aquellas entidades que lo acepten

 

No tiene ningún sentido que intentes la concesión de un crédito rápido, si la entidad no acepta clientes con expediente de morosidad. No sólo les estarás haciendo perder el tiempo a ello, sino que también estarás perdiéndolo tú; un tiempo que quizá no puedas permitirte.

 

En su lugar, nuestro mejor consejo es que te dirijas a aquellas entidades que indiquen públicamente que admiten a clientes inscritos en ASNEF o registros semejantes.

 

Ten en cuenta, además, que no todas las personas morosas son aceptadas. Por regla general, no se admite a quienes tienen alguna deuda con otra entidad financiera.

 

Además, también se suelen establecer ciertos límites a la deuda que figure inscrita.

 

Algunas de las entidades que conceden créditos rápidos figurando en ASNEF son Zaimo, Credy, Savso, CreditoZen y Twinero.

 

Confiamos en que estos sencillos consejos para obtener un préstamo rápido te permitan incrementar tus posibilidades de lograr el dinero que necesitas.

NG Anuncios Destacados


  1. ANUNCIOS DESTACADOS
  2. + PUBLICAR ANUNCIO VISIBLE EN TODO EL PERIÓDICO (20.000 visualizaciones / día)
Pontebonita Peluquería
https://www.facebook.com/pontebonitacaldas
Spa/belleza/cuidado personal

IDEXGA
http://idexga.es/
Soluciones gráficas para tu empresa

Rótulos Pontevedra
http://www.rotulospontevedra.com/
Diseño gráfico, rótulos, cartelería...

MeGustaGalicia
http://www.megustagalicia.com
Información turística sobre Galicia

Entrada no válida

Entrada no válida

Entrada no válida

Entrada no válida

Entrada no válida

JPG | PNG | GIF (MAX. 200X200px | 150Kb)


Entrada no válida

0,00 EUR


All CMS Templates