Imprimir esta página
Ley de Empleo Público

La Ley de empleo público inicia su tramitación con el amplio rechazo de la oposición

Martes, 10 Marzo 2015 16:10
Valora este artículo
(0 votos)

La ley de empleo público de Galicia ha iniciado hoy su tramitación en el Parlamento tras rechazar el PP tres enmiendas de totalidad y devolución presentadas por PSdeG, AGE y BNG y el rechazo también al proyecto del Grupo Mixto. El conselleiro de Hacienda, Valeriano Martínez, ha defendido el proyecto de ley porque, en su opinión, permitirá tener administraciones más eficientes para prestar un mejor servicio público a los ciudadanos. Sin embargo, los grupos de la oposición han coincidido en tachar el texto enviado por la Xunta al Parlamento de norma "totalitaria" y que únicamente está hecha para poner la administración al servicio del partido en el poder, el PP, en este caso.

 

Martínez ha explicado que esta ley prevé que 500 jefaturas de servicio pasarán a ser nombradas mediante un concurso específico de convocatoria pública y suprime el plus de los altos cargos, que ya no se percibía desde hace dos años. La norma presentada por la Xunta también servirá para abonar a los empleados públicos la otra mitad del importe devengado de la paga extra suprimida en diciembre de 2012 y crea el fondo para restaurar en los próximos tres años la totalidad del complemento específico retirado por la Xunta.

 

El conselleiro ha destacado que la ley incorpora más de 150 alegaciones de distintos colectivos y ha destacado también las enmiendas anunciadas ayer por el grupo que apoya al Ejecutivo autonómico, el PP, como la que prevé ampliar de forma progresiva en los próximos dos años el permiso por parto, adopción o acogimiento de 16 a 18 semanas. La intervención de Martínez y el texto que ha defendido han provocado las críticas airadas de la oposición, que han presentado hasta tres enmiendas a la totalidad y de devolución (PSdeG, AGE y BNG) que han sido rechazadas por el PP. La diputada socialista Beatriz Sestayo ha calificado el proyecto de ley de "arbitrario, injusto, profundamente retrógrado y con errores" por lo que ha demandado su retirada. Ha calificado de "propaganda" los supuestos avances que tanto el conselleiro como el PP quieren vender y ha pedido que se cumplan las leyes vigentes sobre igualdad.

 

La viceportavoz de AGE en el Parlamento, Yolanda Díaz, ha asegurado que esta ley incorpora un cambio absoluto en la concepción de la función pública moderna; "privatizar la administración pública". Díaz ha lamentado la "arbitrariedad" que instaurará esta ley, porque en la evaluación de los empleados "¿quién va a fijar los objetivos y controlar al personal?" en asuntos tan poco objetivos como "interés, iniciativa y esfuerzo". La viceportavoz de AGE ha criticado la falta de informes preceptivos de los que adolece esta normativa.

 

Tereixa Paz (BNG) ha dicho que estaba "estupefacta" con la intervención de Martínez ya que "nunca antes tantos colectivos" habían pedido reuniones con los grupos parlamentarios para "mostrar su disconformidad con esta ley. Ha lamentado la "propaganda" que contiene esta ley, como supuestas mejoras y avances para los empleados públicos, y ha denunciado que la norma preparada por la Xunta "vulnera el derecho a la negociación colectiva". "No es una ley de futuro, es de pasado. No crea un cuerpo de funcionarios al servicio de los ciudadanos, sino del poder porque ustedes no quieren funcionarios libres que actúen bajo el imperio de la ley, sino que interpreten la legislación en favor del PP", ha concluido.

 

También ha mostrado su disconformidad con esta norma la diputada del Grupo Mixto Consuelo Martínez, que se ha preguntado cómo se mide el interés, la iniciativa o el esfuerzo y ha asegurado que con esta ley "todo apunta a la represión sindical y a la vulneración de derechos". La diputada del PP Paula Prado, sin embargo, ha rechazado las intervenciones de los grupos de la oposición y ha pedido al conselleiro que "no haga caso del ruido de la oposición, del ruido" ya que "el fin del mundo llegará, pero como lo organiza AGE aún no hay fecha". Prado ha destacado la participación y la negociación del texto con numerosos grupos que llevaron a aceptar algunas de sus reivindicaciones como la supresión del plus de altos cargos, la creación de un fondo para recuperar la paga extra de 2012 y el complemento específico y la cobertura de jefaturas de servicio por concurso. La diputada del PP ha indicado que a partir de ahora comienza la tramitación de la ley en la que se podrán negociar las enmiendas parciales.