Imprimir esta página
Aeródromo Rozas | Lugo

Galicia pone en marcha en Rozas la Torre de Control más avanzada tecnológicamente de España

Miércoles, 18 Diciembre 2019 16:36
Valora este artículo
(0 votos)
por

El Centro de Investigación Aerotransportada de Rozas (CIAR), en el municipio lucense de Castro de Rei, ha inaugurado este miércoles su nueva torre de control, una infraestructura que según ha informado el presidente de la Xunta de Galicia “es la más avanzada tecnológicamente de España” y puntera en Europa.

 

Durante su intervención, el presidente de la Xunta recordó que el CIAR y la inversión que está realizando el gobierno gallego en torno al polo tecnológico de Rozas es, en realidad, “una apuesta por el futuro” y por crear en Castro de Rei “un centro europeo de referencia” para la certificación de aviones no tripulados”.

 

Núñez Feijóo recordó también que en la nueva torre de control, que supuso una inversión de 4,8 millones de euros -1,57 millones licitados a través del procedimiento de compra pública innovadora-, confluyen tres aspectos básicos que “son imprescindibles” para el desarrollo de las operaciones que se hacen en Rozas, como son “seguridad, instrumentación y supervisión de operación”.

 

Permitirá, según palabras del presidente de la Xunta, completar la dotación del propio CIAR, que cuenta con una superficie de 313 hectáreas, donde ya hay un hangar -de 40 metros de largo por 40 de ancho- y una pista de aterrizaje y despegue de 1.200 metros de largo -por 45 de ancho-.

 

En el transcurso de la visita al CIAR, Feijóo también recordó que, con la puesta en funcionamiento de la torre de control, se le da un nuevo “impulso” al sector aeroespacial gallego, que en el último año ha crecido en torno a un 8% y que hoy está formado por 40 empresas que dan trabajo a 1.200 profesionales.

 

“Nuestro compromiso es seguir apoyando este polo aeroespacial con más de quince millones de euros, incluidos en los presupuestos” de la Xunta de Galicia para el próximo año, aseguró, con el objetivo de seguir impulsando el crecimiento económico de la comunidad autónoma a través de un sector de un elevado nivel tecnológico. Se trata de “atraer inversión” y crear “empleo especializado”, dijo, además de recordar que las administraciones implicadas en este proyecto -la propia Xunta, el Ministerio de Ciencia y el Instituto nacional de Técnica Aeroespacial-, junto con las más de 50 empresas y centros de conocimiento que participan están desarrollando en estos momentos más de 35 proyectos.

 

Las empresas “tractoras de primer nivel”, como las multinacionales Indra, Babcock y Boeing, aportan más del 75 millones de euros, precisó. Del presupuesto total previsto, más de 96 millones han sido ya ejecutados, lo que ha permitido que 382 personas trabajen ya en esta iniciativa, con la previsión de que se llegue a los 500 trabajadores altamente cualificados.

 

En relación con los avances concretos, el jefe del gobierno gallego hizo referencia a “hitos” como el avión Targus, de Indra; a dos helicópteros no tripulados -Lua y Lumes-, de Babcock; o a la primera embarcación marítima no tripulada, que está en proceso de autorización por parte de la Marina Mercante y de cuyo desarrollo se encargan Indra y la Universidad de Vigo.

 

También hizo referencia al dispositivo Lifeseeker, creado por Centum para la localización de personas desaparecidas; al primer banco de motores de drones en el CTAG o al programa de Boeing que acercará soluciones de seguridad para el impuso definitivo de los drones y que se pueda compatibilizar el tráfico aéreo tripulado con el no tripulado.

 

Además, Feijóo recordó que la nueva torre de control se enmarca dentro del Programa de Infraestructuras de la Civil UAVs Initiative, que contempla a mayores otros programas, como el de I+D, dotado con 115 millones de euros para desarrollar 22 proyectos por parte de los socios tecnológicos, o el Programa Solucións, para crear tecnología aplicable a la gestión pública en vehículos no tripulados.

 

Feijóo concluyó recordando que Galicia lidera la utilización de la compra pública innovadora para fomentar la innovación a través de los contratos públicos de bienes y servicios, con 110 millones de euros en ejecución en el período 2014-2020. En la inauguración de la torre de control también participaron el director general del Instituto de Técnica Aeroespacial (INTA), el secretario de Estado de Defensa, el conselleiro de Economía e Industria y una notable representación de autoridades locales.